Mind map para el desarrollo de proyectos

Para planificar un proyecto y desatar la creatividad el mind map o mapa mental es una metodología representativa de última tendencia utilizada por expertos y ejecutivos como ayuda para alcanzar el éxito.

¿Qué es exactamente un mind map?

 

Un mind map es una herramienta gráfica utilizada para desbloquear todo el potencial del cerebro. Por este medio, se busca mejorar la creatividad, encontrar soluciones y lograr un pensamiento más claro.

Su secreto está en aprovechar toda la gama de habilidades corticales. En un mapa mental se incluyen: palabras, imágenes, números, lógica, ritmo, color y conciencia espacial. De esta manera, recorremos todas las extensiones del cerebro y encontramos soluciones, que no veríamos de otra forma.

Un mapa mental se puede aplicar a todos los aspectos de la vida,donde el aprendizaje continuo y un pensamiento más claro mejorarán el rendimiento de cada persona. Por ello, cada vez es más utilizado para solventar problemas y encontrar nuevas estrategias empresariales.

min map

Lorena Estévez es fundadora de Visual Thinking Barcelona, empresa que ayuda a organizaciones y personas a incorporar las metodologías de visual thinking, con el objetivo de mejorar la productividad, mejorar resultados y generar un buen clima de trabajo: “el mind mapping es una herramienta visual muy importante para los equipos, ya que resalta las ideas claves, y aumenta la creatividad y la claridad de las comunicaciones.

“Nuestra experiencia con los mind maps es aplicada a sectores tan dispares como consultoría, retail, marketing, agencias de publicidad, UX, educación y RR.HH.

Por ejemplo, en publicidad, ayuda a ordenar ideas y trabajar en equipo; en retailayuda a la generación de ideas en equipos multidisciplinares y aporta diferentes perspectivas; en consultoría, permite conceptualizar rápidamente, optimizando el tiempo de  procesos y mejorando la comunicación interna y externa; en RR.HH., se diseñan propuestas de valor y recruitment (selección por mind map CV); en educación, sirve como apoyo para explicar un tema (desde Historia hasta matemáticas), así como para tomar apuntes, anotando la palabra clave en el centro y asociándolas a imágenes, que ayudarán a mejorar nuestra retentiva. Se pueden utilizar a partir de los 5 años”, concluye Lorena.

Aun así, el mapa mental no solo obtiene resultados excelentes en el ámbito empresarial y educativo. Su creador, Tony Buzan, fue nominado en 2011 al Premio Nobel de la Paz gracias a las aportaciones de esta herramienta. Para el comité del premio, el mind map es “una herramienta de pensamiento y aprendizaje que ayuda a las personas a aprender, pensar, recordar, comunicarse, comprender, identificar los malentendidos, ayudar a las personas a negociar y llegar a buenos acuerdos y conclusiones”.

Igualmente, la organización destacó que “ayuda a las personas a encontrar su visión común, su propósito en la vida, y, por lo tanto,crea paz generando más entusiasmo, más creatividad, más personas que avanzan, más pensamiento inteligente múltiple”.

Aunque hay tantos mapas mentales, como personas y situaciones, todos tienen en común, que cuentan con una estructura organizativa natural, que irradia desde el centro y usa líneas, símbolos, palabras, colores e imágenes.

desarrollo mind map

Para visualizar cómo funciona, podemos ejemplificarlo con un mapa de una ciudad. El centro de la ciudad es la idea principal o el problema que queremos solventar. Las calles que conducen, desde el centro, son los pensamientos claves en su proceso de pensamiento. Los caminos secundarios o callejuelas son los pensamientos secundarios. Imágenes, videos o incluso audio, que representan hitos de interés en el camino del pensamiento.

Al final, tendremos una compresión más global y compleja de la situación en la que nos encontremos (o nuestra empresa) y las opciones disponibles. Se trata de una forma muy útil para acabar con situaciones de bloqueo.

Como profesional de la innovación y la creatividad, Ignacio Villoch utiliza mapas mentales  mind mapping (MM´s) desde hace más de veinte años: “correctamente utilizados, son una potentísima herramienta para activar recursos del hemisferio derecho– el hemisferio del cerebro que trabaja la creatividad, la curiosidad, la intuición, la metáfora…– y permiten realizar asociaciones de conceptos y conexiones no lineales u obvias, dentro de marcos lógico-analítico lingüísticos y, por tanto, de alto valor creativo.”

“Las ideas fluyen de manera distinta cuando se conectan visualmente con colores, formas, iconos, sin las constricciones semánticas y gramaticales”, afirma Villoch, que trabaja en el ámbito corporativo, como Open Innovation Senior Ecosystem Builder en el Centro de Innovación de BBVA, en el que “todo el espacio se ha diseñado para optimizar los efectos del map mapping a gran escala. Las salas de reuniones, espacios de encuentro -hasta los pasillos de la cafetería- cuentan con paredes preparadas para dibujar sobre ellas. Son muchos los proyectos, que han nacido de un mapa visual”.

Entre los proyectos creativos de Ignacio destacan las novelas empresariales La aventura de Diana: innovando contra viento y marea y El desafío de Yago: en busca de la Fuentes del talento, en las que el mind mapping ha estado presente en sus orígenes. De hecho, esta manera de pensar gráfica se ha reflejado en los mapas alegóricos de la innovación y el talento, diferenciales en cada novela.

¿De dónde proviene el mind map?

 

Los orígenes del mapa mental se remontan a la época universitaria de Tony Buzan, en la década de los 60, cuando el empresario descubrió que aquellos compañeros, que utilizaban notas más esquemáticas, con dibujos, palabras clave  y garabatos, conseguían mejores resultados, que los que tomaban apuntes de la manera tradicional.

Buzan, que estudiaba matemáticas, ciencia, psicología e inglés en la Universidad de British Columbia, encontró que era un proceso similar al que seguían las consideradas mejores mentes de la Historia. Los registros históricos de Albert Einsteino Leonardo da Vinci mostraban que esta nueva forma de tomar notas era mucho más efectiva.

Por ello, decidió desarrollar la idea tanto a nivel conceptual como empresarial, como una forma de capturar ideas, explorar conceptos, tomar notas y descomponer información en un formato fácil de comprender y de recordar.

La clave era la representación de la forma en que pensamos, en contraste con el texto basado en párrafos, que no es representativo del proceso de pensamiento.

¿Cómo se hace un mind map?

 

Para hacer un mind map de la manera tradicional solo necesitamos una cartulina, lápices o rotuladores de colores, nuestro cerebro y, sobre todo, ponerle imaginación.

Los ejecutivos que hacen mapas mentales a diario cuentan que su vida se ha vuelto más productiva y exitosa en todos los ámbitos. No hay límites en la cantidad de pensamientos, ideas y conexiones que un cerebro puede hacer. Esto hace que tampoco haya límites en las posibilidades en las que un mapa mental puede ayudarnos a solventar cualquier tipo de situación.

Para hacer un mapa mental solo tenemos que coger la cartulina y seguir los siguientes 7 pasos:

1.Comienza en el centro de la cartulina.

¿Por qué? Porque comenzar en el centro le da a tu cerebro la libertad de extenderse en todas las direcciones y de expresarse de manera más libre y natural.

2.Usa una imagen para su idea central.

¿Por qué? Porque una imagen vale más que mil palabras y te ayuda a usar tu imaginación. No solo es más interesante, sino que te mantiene enfocado, te ayuda a concentrarte y hace que el cerebro trabaje más.

3.Usa colores en todas partes.

¿Por qué? Porque los colores son tan emocionantes para tu cerebro como lo son las imágenes. El color genera vitalidad y vida extra a tu mapa mental. Es una forma de agregar energía a nuestro pensamiento creativo y, además, es divertido.

4.Conecta tus soluciones o ideas principales a la imagen central y haz lo mismo con el resto de las ideas relacionadas con cada una de estas ideas en otros niveles.

¿Por qué? Porque tu cerebro funciona por asociación. Le gusta vincular dos (o tres, o cuatro) elementos juntos. Si conectas las ramas o caminos, comprenderás y recordarás más fácilmente.

5.Haz que tus ramificaciones sean curvas en lugar de rectas.

¿Por qué? Porque no tener nada más que líneas rectas es aburrido para tu cerebro.

6.Usa una palabra clave por línea.

¿Por qué? Porque las palabras clave individuales le dan a tu mind map más flexibilidad.

7.Utiliza imágenes en todo.

¿Por qué? Porque cada imagen, como la imagen central, vale más que mil palabras. Entonces, con solo 10 imágenes en tu mapa mental, ¡ya equivaldría a unas 10.000 palabras de notas!

Walter Maes es consultor en Gestión del cambio y del conocimiento, formador y facilitador en distintos temas relacionados con RR.HH., tales como liderazgo, gestión de equipos, modelos de negocio o habilidades, como la resilencia. Maes utiliza activamente herramientas, como Lego Serious Play® y distintas técnicas de Visual Thinking, entre las que se encuentran los canvas o guías de trabajo, bubble maps, sketch notes y mind mapping.

Walter considera que el mind mipping es una herramienta infravalorada en el ámbito empresarial, a pesar de sus años de desarrollo: “es una verdadera caja mágica, que bien utilizada, permite recoger temas de distinta índole, afianzar las ideas y facililitar la gestión del conocimiento, como repositorio o instigador de este”. Y añade: “los mapas mentales son las herramientas perfectas y que puedo utilizar para capturar, reflejar y ayudar a transmitir los temas y experiencias, que el equipo quiere compartir con otros miembros de la organización. Reunirme con personas, construir el mapa mental de ese equipo o individuo, y organizar planes de acción para que, en un tiempo óptimo, esos conocimientos sean adquiridos y puestos en práctica, es un proceso que sería demasiado complejo sin la simplicidad que permite esta herramienta”.

Maes anima a desarrollar ideas a través de esta herramienta, ya sea con papel o con aplicaciones informáticas, ya que “la práctica en el desarrollo de mapas mentales nos ayudará a plasmar mejor las ideas a través de imágenes, colores y formas”.

¿Qué otras herramientas podemos utilizar?

 

Si buscamos una alternativa a la forma analógica de crear mapas metales, con cartulina y rotuladores, en la actualidad, existe un gran número de programas de aplicaciones para realizar nuestros mapas mentales de forma online.

Estas son algunas de las más utilizadas:

 Coggle: Podemos registrarnos en Coggle con nuestra cuenta de Google y tiene una versión gratuita. Simplemente tendremos que dar sobre clic en “Nuevo Coggle”, cambiar el nombre y empezar nuestro mapa mental.

Una vez que lo hayamos terminado podremos descargarlo como PDF o PNG. También nos permite compartirlo con otras personas en modo solo lectura o con permiso de edición.

Freemind: Está aplicación gratuita es algo más compleja. Está construida en Java y ofrece diagramas complejos. Sus ramificaciones son retráctiles y ampliables, se pueden añadir gráficos e iconos para diferenciar notas y para conectarlas entre sí. Igualmente ofrece la opción de insertar enlaces y multimedia como vídeos o audios en los mapas.

Al acabar podemos exportarlo en diferentes formatos como HTML/XHTML, PDF, OpenDocument, SVG y PNG.

Mind Meister: Con esta aplicación puedes dibujar coloridos mapas mentales para compartirlos con otros usuarios de manera privada, a través de las redes sociales o el correo electrónico. Los mapas se pueden personalizar con diferentes estilos y límites, y los creadores pueden agregar comentarios a los pensamientos originales, temas específicos del código de color y arrastrar y soltar cualquier archivo para incluirlo en el mapa.

Estos mind maps pueden integrarse en cualquier lugar de la web y se pueden abrir con la mayoría de las aplicaciones de .doc más populares como Google Drive, Evernote o Microsoft Office para adjuntar todos los documentos que necesita.

iMindMap: Por último, no podíamos no hablar de la aplicación que desarrolló el inventor del concepto. Este programa desarrollado por Tony Buzan está centrado en la edición rápida de las ramificaciones para que el proceso de crear el mapa no interfiera con el brainstormingo lluvia de ideas. Aunque no es barata, cuenta con versión de prueba gratuita.

Los mapas mentalesse han convertido en un herramienta poderosa y fácil de usar. Una forma de sacar el máximo partido a nuestros patrones de pensamiento y conseguir nuestros objetivos de forma sencilla y, sobre todo, muy efectivo.

Fuentes: Tonybuzan.com|The Irish Times

About Author:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *