Noticias

Las claves del futuro de las energías renovables

Por 10 octubre, 2018 Sin comentarios

Actualmente, las renovables son la fuente de energía de más rápido crecimiento en todo el planeta. Su uso va aumentando en cada uno de los cinco continentes. En estos momentos, las fuentes de energía renovables aportan electricidad a cientos de millones de personas y generan cientos de miles de millones de dólares en actividad económica.

La caída del coste de los paneles y el almacenamiento está suponiendo también una gran ayuda para los países en vías de desarrollo, donde aún hay 1.200 millones de personas que no tienen acceso diario a la energía. Si hasta ahora las energías renovables han dependido de los subsidios del gobierno, las previsiones es que no lo necesiten nunca más.

Ignacio Martí, Chairman of the Executive Committee en IEA Wind, asegura que las dos barreras tradicionales para la implantación a gran escala de las energías renovables, su coste y carácter intermitente, están siendo eliminadas gracias a una rápida reducción de costes y al desarrollo de las tecnologías de almacenamiento y de gestión de las redes eléctricas inteligentes.

“La caída del coste de la energía solar fotovoltaica y de la energía eólica permite hoy desarrollar proyectos de generación eléctrica a precios comparables con las fuentes convencionales de generación o incluso a coste inferior por MWh en zonas con recursos favorables”, afirma Ignacio. Por otra parte, el desarrollo de las denominadas smart grid, así como a la experiencia acumulada por los operadores del sistema eléctrico, han permitido alcanzar records de penetración de las renovables en países como España (con más del 70% de penetración instantánea) o Dinamarca (con más del 45% de la demanda anual suministrada con energía eólica).

Ni siquiera las presiones de las petroleras podrán frenar una energía que no solo es más limpia, sino también mucho más rentable.

La disponibilidad continua e inagotable de los recursos renovables, así como el conocimiento acumulado en la gestión de grandes plantas de producción renovables, permite realizar inversiones de bajo riesgo, que no están sujetas a variaciones del precio de combustibles o a su falta de disponibilidad.

“El desafío para la humanidad es brutal”, según Alejandro López-Cortijo, CEO de la consultora BlacktoGreen. “Tenemos que hacer una transición energética acelerada. Al planeta le caben sólo 900 Gt de CO2 más para no sobrepasar los 2°C de temperatura, pero si se queman las reservas probadas de las petroleras, se emitirán 4.000 Gt. De seguir así, a esta situación se llegaría en 2050. ¡Hay que transformar todo el sistema energético en menos de 10 años!”, señala el experto.

En palabras de Pedro Morales, experto y consultor independiente en el campo de la energía solar fotovoltaica: “el enorme abaratamiento de las placas solares, junto con los avances de eficiencia en laboratorio, y el apoyo de políticas, que favorezcan la generación de energía descentralizada, dibujará un escenario muy diferente en el que grandes y pequeños consumidores ya poseen sus propias plantas de energía solar”.

energías renovables¿Qué es la energía renovable?

La energía renovable es energía producida a partir de fuentes que pueden reabastecerse naturalmente con el tiempo. Las más comunes de estas fuentes son la energía solar, la eólica, la hidroeléctrica, la geotérmica y la biomasa.

Es decir, frente a las energías fósiles, las energías renovables no tienen fecha de caducidad. No se gastan, sino que se renuevan a través de la luz solar, el viento, el calor del centro de la tierra o los cultivos.

A continuación, analizaremos la situación de cada tipo de energía renovable.

Energía solar fotovoltaica

Se trata de un tipo de energía generada a partir de la radiación solar mediante células fotovoltaicas (PV). Cuando la luz del sol incide sobre la célula fotovoltaica, los fotones de luz hacen que los electrones de la célula se muevan, generando electricidad.

La fuente de energía más abundante en la Tierra, la energía solar, es también la segunda fuente de energía renovable de más rápido crecimiento en la actualidad. Se usa ampliamente tanto en aplicaciones residenciales como comerciales.

De momento es también la energía renovable más barata y utilizada en el mundo.

China ha desbancado en el último año a Alemania como líder mundial en este tipo de energía.

Energía eólica

Las tecnologías de energía eólica generan energía mecánica o eléctrica, mediante el uso de la energía cinética del viento. Se utiliza una turbina eólica, montada muy por encima del suelo, para capturar los vientos más fuertes. Al girar sus palas, rota un generador eléctrico que, a su vez, produce electricidad.

Según un informe reciente de la Agencia Internacional de la Energía, es la fuente de electricidad de más rápido crecimiento en el mundo. También es una de las tecnologías de renovables más antiguas, con sus primeros usos remontándose a los barcos de vela del Nilo (Egipto) en el 5.000 a.C.

Hoy en día, la energía eólica se utiliza, en gran medida, en aplicaciones a escala de servicios públicos a través de turbinas eólicas gigantes, que, generalmente, se encuentran en ubicaciones relativamente remotas, incluida la costa, donde los vientos son más fuertes. Sin embargo, los propietarios de casas y los agricultores también utilizan pequeños sistemas eólicos para generar electricidad en áreas particularmente ventosas.

Las últimas subastas de energía eólica marina realizadas en Reino Unido, Alemania u Holanda, han resultado en precios de energía inferiores al precio anunciado para la planta nuclear de Hinckley Point, recientemente aprobada en Reino Unido.

El país líder por potencia eólica instalada es China, seguido de Estados Unidos, Alemania y España.

Energía hidroeléctrica

La energía hidroeléctrica es energía derivada de la fuerza cinética del agua que fluye. Se puede aprovechar la fuerza de un río, las olas o incluso el movimiento de las mareas, así como el agua almacenada en las presas.

La energía hidroeléctrica es una de las fuentes de energía más baratas actualmente disponibles. Al igual que la energía eólica, las centrales hidroeléctricas utilizan turbinas y generadores para convertir la energía mecánica en electricidad.

El principal país productor de energía hidroeléctrica del mundo es Canadá. La segunda posición la comparten Brasil y Estados Unidos.  En este último país, la generación hidroeléctrica representa el 43,6% de toda la generación de electricidad renovable. Es especialmente importante en el estado de Washington, donde se obtiene hasta el 70% de sus necesidades de este tipo de energía.

Energía geotérmica

Las plantas de energía geotérmica utilizan depósitos subterráneos de agua caliente para generar energía renovable. Naturalmente calentados por el núcleo de la Tierra, estos cuerpos de agua se pueden ubicar a más de un kilómetro bajo tierra. Al perforar pozos profundos para aprovechar estos embalses, los pozos geotérmicos pueden llevar vapor y agua caliente a la superficie y aprovecharla para una variedad de aplicaciones, incluyendo generación de electricidad y calefacción.

El mayor productor en la actualidad es Estados Unidos en donde, sin embargo, la energía geotérmica es responsable de menos del uno por ciento de la producción total de electricidad. En Filipinas supone un 14%, en Islandia –el primer país en depender únicamente de energía renovable desde 2013- un 29% y en Kenia un 47%.

En Islandia, además, han encontrado otra funcionalidad muy útil a esta fuente de energía. Se enruta bajo las carreteras y pavimentos para ayudar a derretir el hielo.

Indonesia, México y Nueva Zelanda también son grandes productores de esta energía.

Bioenergía

La bioenergía se deriva de la biomasa: fuentes de energía orgánica que incluyen plantas y animales. Para producir energía, la biomasa puede quemarse o transformarse en biocombustibles como etanol, biodiesel o biogás, que luego se pueden quemar como los combustibles fósiles.

Mientras que el biogás se produce a partir de la descomposición de los desechos en los vertederos, así como el procesamiento de las aguas residuales y el estiércol animal, el biodiesel está hecho de aceites vegetales y grasas animales. Mientras que el etanol se produce mediante la fermentación de ciertos cultivos, como el maíz y la caña de azúcar. Tanto el etanol como el biodiesel se pueden usar como combustible en vehículos especialmente modificados.

En 2017, los combustibles de biomasa representaron aproximadamente el cinco por ciento del uso total de energía primaria en los Estados Unidos.

Esta energía tiene también algunos detractores, ya que acusan a la misma de encarecer el acceso a alimentos básicos como el maíz o el azúcar, pues los productores encuentran más rentable su venta para producir etanol o biodiesel.

20 curiosidades sobre energías renovables

No podemos terminar sin enumerar algunas de las mayores curiosidades sobre este tipo de energía. Estos hechos revelan la historia detrás de las renovables y destacan su crecimiento, eficiencia y efectividad al mirar hacia el futuro.

1. Solo una turbina eólica puede generar suficiente electricidad para alimentar 1.400 hogares.

2. Desde 2017, China construye dos aerogeneradores cada hora.

3. Las fuentes de energía renovables, principalmente eólica y solar, generan casi un tercio de la electricidad del Reino Unido.

4. En las naciones del G20, los combustibles fósiles reciben cuatro veces más subsidios que las energías renovables.

5. La energía renovable crea cinco veces más empleos que los combustibles fósiles, aunque son empleos que no se mantienen en el tiempo.

6. Siemens instaló la primera turbina eólica con una potencia de 30 kw hace treinta años.

7. La energía solar no es solo un trato diurno: el calor de los rayos del sol puede almacenarse en sal y utilizarse por la noche también. En España, hay plantas de energía solar que absorben el sol durante el día y bombean siete horas de energía a los alrededores durante la noche.

8. En 2016, la empresa de energía renovable de California SolarReserve encargó la primera planta de energía solar 24/7 del mundo en el desierto de Nevada. Esta planta abastece a 75.000 hogares.

9. Islandia hizo historia al funcionar a diario únicamente con energía hidroeléctrica y geotérmica en 2013. Más cercano a nosotros, nuestro país vecino Portugal funcionó solo con energía renovable durante 107 horas en 2016.

10. Si se aprovechara en toda su extensión, la luz del sol proyectada en la tierra durante una hora podría satisfacer la demanda energética del mundo durante todo un año.

11. La energía solar puede representar la principal fuente de energía del mundo para el año 2050.

12. Europa y el norte de África podrían funcionar con energía 100% renovable para 2050.

13. El 25% de la población del Reino Unido vive en áreas adecuadas para la calefacción geotérmica utilizando bombas de calor.

14. Los romanos fueron los primeros en utilizar la energía geotérmica para calentar sus hogares, con aire caliente moviéndose debajo de los pisos y dentro de las paredes. La medieval gloria castellana y el actual suelo radiante son herederos de este sistema.

15. En 1990, se estableció un récord mundial, cuando un avión impulsado por energía solar voló a través de los Estados Unidos por etapas y sin usar combustible.

16. Los gigantes de la tecnología Google, Apple y Facebook están creando un ‘internet verde’, utilizando energía renovable para alimentar la red.

17. En 1921, Albert Einstein recibió el Premio Nobel de Física por su descubrimiento del efecto fotoeléctrico y, por lo tanto, de los paneles solares.

18. Gran valor: la industria de la energía renovable está creciendo rápidamente. Para 2019, se espera que el mercado global ascienda a 777,6 miles de millones de dólares.

19. La represa de Itaipu en Paraguay proporciona el 76% de la electricidad del país y el 17% de la electricidad que se consume en Brasil (evitando la emisión de 67,5 millones de toneladas de CO2 cada año).

20. Según WWF, el mundo entero podría obtener la energía que necesita de los recursos renovables para 2050, poniendo fin a nuestra dependencia de los combustibles fósiles y otros recursos que se agotan, pero solo si se toman las decisiones políticas, financieras y sociales correctas y de forma rápida.

Fuentes: Ecotech Institute | Ovo Energy | Engadget